Priti Dubey

Transmitiéndolo: la historia de Priti Dubey

Después de graduarse en la universidad, Priti Dubey se unió a Johnson & Johnson Consumer Health, donde comenzó su carrera como pasante de investigación. Inspirada por los innumerables mentores brillantes que apoyan su carrera como mujer en CTIM, Priti ahora retribuye esa experiencia a través de su trabajo como líder de WiSTEM2D, un programa de la compañía diseñado para despertar el interés de las niñas en ciencia, tecnología, ingeniería, matemáticas, manufactura y diseño.

Mentores en el camino

Durante su tiempo en el programa de prácticas de investigación en Johnson & Johnson, Priti conoció a colegas de diferentes roles y funciones dentro de la compañía, lo que le permitió establecer conexiones sólidas que guiarían su trayectoria profesional. Ahora es científica principal de Soluciones de Salud y Bienestar, y ayuda a evolucionar e innovar dentro del centro de materias primas.

Johnson & Johnson cree firmemente en el poder de las redes de contactos y, a través de mis variadas experiencias, pude conectarme con incondicionales de la industria a quienes puedo llamar tutores.

Atribuyo mi éxito a lo largo de los años a mis muchos mentores y su apoyo constante e inquebrantable. Sé que estas influencias positivas serán parte de mi vida profesional y personal durante mucho tiempo, y busco cualquier oportunidad para ponerme en contacto y agradecerles por apoyarme".

Aprendiza que se convirtió en mentora

Para devolver el favor de las mentorías CTIM, Priti se desempeña como líder del pilar juvenil de WiSTEM 2D, que significa mujeres en ciencia, tecnología, ingeniería, matemáticas, manufactura y diseño. "Por el apoyo que recibí a través de la mentoría, sabía que quería retribuir y hacer lo mismo por los demás". Este programa de mentorías CTIM que cultiva la curiosidad conecta a los pensadores de Johnson & Johnson con chicas jóvenes para abrirles los ojos a las posibilidades y animarlas a seguir carreras en estos campos.

Ella supervisa a las voluntarias apasionadas que trabajan con niñas de 8 a 22 años. Muchas de las voluntarias son mujeres que alguna vez carecieron de confianza para hacer matemáticas o que tardaron en dominar la química, pero ahora ocupan puestos importantes CTIM dentro de Johnson & Johnson. Como Priti, todos dicen que se ven a sí mismos en los niños con los que trabajan.

"Me inspira la curiosidad y el potencial que veo en cada niña que llega a través del programa. Estas chicas son el futuro de la ciencia y no puedo esperar a ver lo que logran. Me recuerdan por qué me hice científica en primer lugar. Credo nos guía de muchas formas en todo lo que hacemos. Entonces, cuando surgió la oportunidad para mí de unir mi interés personal con las iniciativas de RSC de la compañía, saltaba de alegría".